Aeropuerto Internacional (?) de Cordoba - Pésimos servicios

Señores, mi participación es para reclamar por los servicios y atendimiento del Aeropuerto Internacional de la ciudad de Córdoba.

Inicialmente, me manifiesto por la TOTAL AUSENCIA de una casa de cambio de moneda en ese aeropuerto. ¿Como es posible que un aeropuerto que se pretende Internacional, no cuente con una o más casas de cambio de moneda?

A continuación, tuve que enfrentar, además de la imposibilidad de comprar pesos argentinos, la dificultad para comprar un pasaje para el "Aerobus". Este medio de transporte, relativamente más barato de que usar un taxi, exige, además de efectuar el pago en moneda nacional, la exigencia de comprar una tarjeta magnética (?) a la cual se le debe acreditar el valor correspondiente al pasaje de Aerobus. "Para que simplificar si pueden complicar un poco más"

A bordo de ese Aerobus no existe ninguna orientación sobre los locales de parada. El tratamiento es muy similar a lo que sea un transporte de ganado. Claro, el precio es diferenciado con relación al cobrado por un ómnibus común. Apenas que permiten subir con maletas.

El regreso.

Mi avión salía a las 5 AM, debía presentarme en el aeropuerto a las 3 AM. En ese horario no hay servicios de Aerobus. Tuve que llegar con mucha anticipación al aeropuerto. (Llegué a las 22 h aproximadamente.)

Observación: Buscar el punto de partida del Aerobus en el terminal de ómnibus de Córdoba es otra dificultad, no existe señalización y el ómnibus acabó partiendo en un horario completamente fuera de los horarios programados.

Nuevo disgusto que enfrenté. Después de hacer el checkin, verifico que no permiten entrar a la sala de embarque, sino que solo después de las 4AM. En el salón de espera, frente al acceso a los controles de inmigración NO HAY asientos suficientes para todos los que esperan para ingresar. El espacio que podría haber sido ocupado por asientos, estaba dedicado a exposición y promoción de venta de coches, tienditas para venta de alfajores y otros negocios, que para la administración del aeropuerto deben ser más redituables de lo que cobran por tasas de embarque, a pesar de que no dejan de cobrar la tasa de embarque.

En fin, una experiencia horrible, penosa e inmerecida para quien está pagando por los servicios de embarque.